miércoles, 2 de septiembre de 2009

Poeta sin Historia III



Amanece igual que ayer, anteayer y el lustro pasado,
no resuenan las calles con pisadas,
ni canta el vendedor de agua,
ya no vemos a las viejas con cestos, trasegar en el río.
Murió el truhan que cantaba al mejunje,
que sanaba la lepra o leía el Corán, como si fuese sabio,
no saben ya los tiempos que se cierra la puerta a todo lo que fue.

Ahora venden monsergas, como si fueran oro, nos hablan del sistema,
de ser todos borregos, balbucean endechas en mítines al pueblo y
son todos iguales.

Encuentro entre palabras huecas,
el palio de un poema,
se ve su aura de rimas y compases de aquel siglo dorado,
sus bordes son cadenas
y ritmos de un arcano que fenecido dicen: es eco universal.

Se recuesta el saber y se hace monocorde el canto del poeta,
no es ya, la canción del verano,
hoy es hip hop entre brincos y metálicos sones.

Ni son los niños, niños, hacemos hombres sin infancia,
apegados a juegos que mostraran su soledad,
atrapados en la imagen rutinaria de la muerte y
el resurgir de tanto héroe, caduco,
de tanto monstruo que aterra,
creamos miedo y así nos vive el hoy.

¿Serán mañana los ídolos de barro, los que muevan el mundo?

Quizás será la última película, velada por el” burka” de la prohibición,
la que dirá lo que es pecado y matara la voz de libertad,
guiándoles sus pasos a un sacrificio que ensueña el paraíso.

Cuanto egocentrismo nos rodea.

He decidido dejar dicho:
Enterradme entre las hojas secas de mi libro,
así mi voz y mi poesía serán una.




4 comentarios:

  1. me gusta entrar aqui y leerte .... te conozco cada dia un poco mas besitos

    ResponderEliminar
  2. Images
    Sé que te duelen mis escritos y que más de una vez has derramado llantos.
    Pero soy así, escribo lo que siento, lo que me quema, a veces me hieren mis palabras,
    son espadas que remueven las llagas de mi vida.
    También se mecen las sonrisas en mis labios.
    Me conozco poquito...debo seguir hurgando.
    Besitos

    ResponderEliminar